Custodia monoparental: qué es, quién se queda con la vivienda y derechos de los progenitores

Cuando solo uno de los progenitores ejerce la guarda y custodia de su hijo o hijos, hablamos de la custodia monoparental. Un tipo de custodia que ha sido la principal en España durante muchos años, si bien de un tiempo a esta parte es cada vez más frecuente la custodia compartida.

A continuación te damos toda la información que necesitas sobre la custodia monoparental.

¿Qué es la custodia monoparental?

La custodia monoparental, exclusiva o individual consiste en la atribución exclusiva de la guarda y custodia de un hijo a solo uno de sus progenitores, que es el progenitor custodio.

El otro progenitor, que es el no custodio, mantendrá la patria potestad del hijo (a menos que un juez se la suspenda por causas graves como malos tratos).

El progenitor custodio es el que tiene un contacto mayor con el hijo cuya custodia se le ha atribuido.

Tipos de custodia

En España se pueden ejercer las siguientes modalidades de custodia:

  • Custodia monoparental. La custodia del hijo se atribuye solo a uno de los progenitores.
  • Custodia compartida. Se atribuye a ambos progenitores.
  • Custodia partida o distributiva. Cuando la custodia se distribuye entre los progenitores de forma desigual.
  • Custodia por un tercero. Se produce cuando la custodia es atribuida a terceras personas, por ejemplo los abuelos.

¿Qué derechos tiene el progenitor no custodio?

El progenitor no custodio tiene los siguientes derechos:

  • Derecho de visita. Podrá visitar a su hijo cuando le corresponda, normalmente dos tardes por semana, sin pernocta y respetando las actividades del menor.
  • Derecho de estancia. También podrá permanecer con su hijo varios días y pernoctar con él. Lo normal es que se establezca la estancia los fines de semanas alternos y la mitad de las vacaciones.
  • Derecho de comunicación. Podrá comunicarse con su hijo sin limitaciones, pero respetando sus actividades.
  • Derecho a ser informado por el progenitor custodio. Ha de tener información completa y detallada por parte del otro progenitor de las principales circunstancias que afectan a su hijo.
  • Derecho a ser informado por las instituciones escolares y sanitarias. El progenitor no custodio tiene derecho a conocer hechos importantes que afecten a su hijo por parte de estas instituciones, por ejemplo si el menor ha tenido un accidente o va a realizar una excursión escolar.

¿Quién se queda la vivienda en la custodia monoparental?

El uso de la vivienda familiar se atribuye al progenitor custodio, salvo si los progenitores han llegado a un acuerdo distinto y este ha sido aprobado en sede judicial.

¿Cómo se acuerda la custodia monoparental entre ambas partes?

La custodia monoparental puede ser estipulada de mutuo acuerdo entre ambos progenitores en un convenio regulador. Este debe ser aprobado por el Ministerio Fiscal y ratificado ante el Juez por los interesados.

¿Qué pasa si no existe acuerdo entre los progenitores?

Si no existe acuerdo entre las partes, debe celebrarse un proceso judicial contencioso para que el juez decida. Cada parte alegará lo necesario para defender sus pretensiones.

Antes de acordar el régimen de guarda y custodia, el juez tendrá que recabar el informe del Ministerio Fiscal, y oír a los menores si ya tienen suficiente juicio.

Además valorará las pruebas practicadas, las alegaciones de las partes, y las relaciones de los padres entre sí y con sus hijos. El juez habrá de decidir siempre atendiendo al bienestar y el interés del menor.

Estadísticas: ¿se solicita mucho la custodia monoparental en España?

Durante mucho tiempo en España la custodia por excelencia fue la custodia monoparental, pero a día de hoy es cada vez más habitual que se ejerza la custodia compartida.

Los datos del INE de 2019 apuntaban a que la custodia monoparental fue otorgada a las madres en un 58,1% de casos, y a los padres en un 4,1%.

La custodia compartida se otorgó en un 62,2% de casos. Este tipo de custodia representó un 37,5% de las custodias en total, lo que significa que ha triplicado el número de casos en un periodo de menos de diez años.

Artículos Relacionados