Excedencia voluntaria: qué es, solicitud, finiquito y reserva de puesto

La excedencia voluntaria laboral es un cese en la relación laboral que un trabajador por cuenta ajena (mayoritariamente en el ámbito público), toma de manera voluntaria y acordada.

En este artículo informativo, vamos a explicar todos los puntos interesantes y necesarios para comprender al completo la excedencia voluntaria. Comenzaremos explicando qué es, seguiremos con el finiquito y paro, luego hablaremos del protocolo/formas para pedirla y finalizaremos con los motivos por los cuáles se puede solicitar.

▪ ¿Qué es una excedencia voluntaria laboral?

Como bien decíamos arriba, la excedencia laboral es un cese llevado acabo en el ámbito laboral, en la que un trabajador por cuenta ajena decide de manera voluntaria y acordada con los jefes, la separación del trabajo para dedicarse a otros actividades. La excedencia puede ser forzosa o voluntaria.

Durante el tiempo acordado de excedencia laboral, el trabajador podrá dedicarse a otras actividades, por ejemplo a cuidar de un hijo, a estudiar o incluso a trabajar de otra cosa o de lo mismo pero en otra empresa.

No es una renuncia ni un despido ya que cuando finalice el término acordado por ambas partes, o el trabajador decida volver, se retomará la relación tal y como la había dejado, volviendo a ocupar el mismo puesto o uno similar.

La excedencia laboral voluntaria está recogida en el artículo 46 del Estatuto de los trabajadores de 1980, el cual se encuentra a su vez integrado y refundido en la Ley del Estatuto de los Trabajadores de 2015 (Real Decreto Legislativo 2/2015 de 23 de octubre). Como se señala en dicho Estatuto, los periodos y motivos para solicitar la excedencia son diversos.

Por ejemplo, para cuidar un hijo recién nacido o adoptado, los plazos que marca la ley son de hasta como máximo 3 años (sin un mínimo), y en el caso de, por ejemplo, el cuidado de un familiar, el máximo establecido es de 2 años.

En todo caso, durante el primer año, en el caso de la excedencia por cuidado de un hijo, está establecido que el trabajador tendrá derecho mantener reservado su puesto. Pasado el límite, el tiempo en que se pueda mantener reservado el puesto depende de la categoría profesional, debido realizar otro similar o en otro lugar distinto.

Tiempo mínimo y máximo de una excedencia

Se establece por ley que el tíempo mínimo para estar en situación de excedencia será de no menos de 4 meses y máximo 5 años.

En el caso de que se quisiera una excedencia voluntaria inferior a 4 meses, se podría pactar con el empresario para hacer una suspensión de contrato por ese período concreto. Aunque para casos especiales recomendamos visitar a un experto en el tema.

▪ Motivos para pedir una excedencia voluntaria

Los motivos para pedir una excedencia voluntaria pueden ser de los más diversos, pero los más comunes podrían ser:

  • Estudiar
  • Cuidar a un hijo recién nacido
  • Cuidar a un familiar enfermo o con edad avanzada
  • Lanzar una actividad laboral o profesional independiente o al margen de la actual relación con la empresa
  • Por necesidad del trabajador para descansar o replantearse su vida
  • Comenzar una relación laboral con otra empresa
  • Haber aprobado una oposición y comenzar a trabajar en la función pública

Hay muchos más, ya que los motivos son personales por lo que se puede decir que la excedencia laboral se puede solicitar por cualquier motivo.

¿Es necesario explicar el motivo de una excedencia voluntaria?

Como comentábamos anteriormente, aunque no es obligatorio, se puede añadir el motivo si así se desea. Esto último es recomendado en casos de fuerza mayor, como puede ser el cuidado de terceros, de hijos o familiares mayores o enfermos, etc.

En todo caso, el trabajador tiene todo el derecho de preservar para sí sus motivos para solicitar la excedencia si así lo desea, como ampara la legislación.

▪ Finiquito y paro al pedir la excedencia

En la mayoría de casos, cuando se inicia la excedencia voluntaria las empresas realizan todos los pagos pendientes (vacaciones, pagas extras de vacaciones, etc) mediante el finiquito. Esto es así debido a que si en un momento dado el trabajador decide no volver a la empresa, las cuentas pendientes entre ambas partes ya se encuentran saldadas.

Mientras sigas contratado por la empresa no puedes pedir el paro ni ninguna otra prestación por desempleo, aunque ya esté finiquitado.

En todo caso, tanto si la empresa no decide reincorporarte, con lo cual la baja sería forzosa, como si durante el periodo de excedencia el trabajador realiza otra actividad laboral, con su final de contrato correspondiente, estará en condición de desempleo y por lo tanto podrá solicitar la prestación y paro correspondiente.

¡IMPORTANTE! En caso de que sea el trabajador quien decida poner fin a la relación laboral, se considerará una baja voluntaria (recomendamos la lectura de la dimisión y baja) y por lo tanto no podrá disfrutar del paro ni de ninguna otra prestación por desempleo.

¿Cuenta la antigüedad en la excedencia?

En el período de excedencia se guarda la antigüedad que tuviera el trabajador, sin embargo, NO cuenta la antigüedad durante la excedencia.

▪ ¿Cómo se pide la excedencia voluntaria?

La excedencia se puede pedir de forma oral o escrita, aunque se recomienda que es mucho mejor que conste por escrito. En el escrito se debe indicar el plazo exacto en el que se quiere obtener la excedencia laboral. Y no es obligatorio señalar el motivo para el cual se solicita.

La ley no establece un tiempo determinado para pedir la excedencia, pero lo normal podría ser 1 mes de antelación. Algunas veces viene regulado en el convenio de la empresa, por lo que recomendamos su lectura para salir de dudas.

En un plazo razonable desde la solicitud (o el que ponga en el convenio), la empresa debe responder al trabajador también por escrito, otorgando o negando la excedencia laboral. Siempre que se cumplan los requisitos y puntos para solicitarla, están obligados a aprobarla.

En el caso de que no se otorgara la excedencia, toda persona tiene su derecho a reclamar mediante demanda, permaneciendo en el puesto laboral hasta que finalice el proceso mediante sentencia.

¿Cuánto tiempo necesito estar en la empresa para solicitar una excedencia?

El tiempo mínimo es de un año. Es decir, al año de la firma del contrato, ya se podría solicitar una excedencia laboral voluntaria.

¿Cada cuánto se renueva la excedencia voluntaria?

Se puede solicitar otra excedencia, a los 4 años desde que finalizó la última excedencia disfrutada por el trabajador. Este período se aplica en todos los tipos de excedencia.

▪ Reserva de puesto y reincorporación al trabajo

En la ley se establece que NO existe reserva de puesto de trabajo, sino que se habla de un derecho de reingreso en vacante de igual o en todo caso similar grupo profesional, siempre que exista una vacante en la empresa.  

Si que se reserva la vacante del puesto de trabajo en en los siguientes casos:

  • Se trate de una excedencia por cuidado de un hijo, en este caso se reserva el puesto durante el primer año de la excedencia.
  • Cuando se establezca lo contrario en el convenio colectivo pertinente.

Aunque el plazo de excedencia suele determinarse previamente y acordado por ambas partes, existen unos límites legales que cuentan con un periodo abierto para la reincorporación.

En ese caso, el trabajador deberá comunicar con un mes de antelación a la empresa su deseo de poner fin a la excedencia laboral voluntaria.

En cualquier caso, la empresa se puede reservar a decidir el momento para después, ya que no puede garantizar legalmente la reincorporación en dicho plazo si dista del acordado. Esto se debe a que al marcar un plazo determinado la ley ampara a ambas partes. Sea como fuere, si ambas partes están de acuerdo con la reincorporación, se puede modificar y cambiar.

Si el trabajador no comunica su deseo de volver, antes de que finalice la excedencia voluntaria, puede perder el puesto por no ejercer el derecho de preferencia y no podrá reclamarlo. En este caso será tomado como una baja voluntaria, ya que es el mismo trabajador el que, por el motivo que sea, no comunicó su deseo o necesidad de retomar la relación con la empresa.

Por el contrario, si cuando el trabajador solicita la reincorporación y la empresa le comunica que la vacante ya no está disponible, es decir, ahora la tiene otro empleado o directamente se ha eliminado, el trabajador de la excedencia puede optar por no responder y tomarlo como un despido improcedente, llevando el caso a la justicia.

Si la justicia dictamina en favor del empleado, éste podría beneficiarse de una indemnización y si aún no lo ha cobrado durante el tiempo de la excedencia, también podrá contar con el paro correspondiente.

¿Con cuánta antelación se ha de solicitar la reincorporación?

Ya que en la ley no se establece un tiempo concreto, habría que recurrir al convenio colectivo que tenga la empresa y comprobarlo. De forma general suele ser 1 mes.

 

✅ Para cualquier duda o sugerencia tenéis abajo los comentarios, intentaremos resolverlas lo antes posible.

Excedencia voluntaria: qué es, solicitud, finiquito y reserva de puesto
4.4 (88.97%) 29 votos

Deja un comentario